Phil Sena

Jóvenes del mañana ¿Temes estar solo contra el mundo?



Hay un refrán que dice: “Lo correcto es correcto, aunque todos se opongan”. La Biblia demuestra que esta máxima es cierta ¡y que sostenerla trae bendiciones de Dios!

Siendo estudiante universitario, una noche fui al cine con un grupo de amigos. No teníamos en mente ninguna película en especial, y escogimos una porque conocíamos a los actores. Pero cuando apareció una escena sumamente ofensiva, comprendimos nuestro error. Recuerdo que me quedé atónito, sin saber a ciencia cierta qué era lo que acababa de ver.

Haga de su familia una prioridad



El cantante de música folk estadounidense, Harry Chapin, cantó una canción en 1974 que tituló: Cat’s in the Cradle [Juego de hilos]. En ella describe una historia conmovedora que lamentablemente se vive en muchas familias. Las primeras dos estrofas hablan de un niño que crece con un padre que siempre está demasiado ocupado para dedicarle tiempo. Las últimas estrofas presentan al hijo ya adulto, que ahora no tiene tiempo para su padre. Entre estrofa y estrofa, un estribillo lastimoso repite que tanto el uno como el otro dicen que le dedicará más tiempo cuando lo tenga.

El alto costo de la alta intensidad



El mundo del entretenimiento ya no es lo que fue. ¿Estaremos pagando un precio muy alto por el entretenimiento de actualidad? Por ejemplo, comparemos las recientes películas de DC Films con la serie de “Batman” televisada en los años sesenta. Algunas combinaciones de superhéroes modernos como: Batman contra Supermán, El amanecer de la justicia y La liga de justicia; difieren claramente de los programas un tanto jocosos de antes.

¿Qué sucede si no deseo el regreso de Jesucristo?



¿Qué piensas del regreso de Jesucristo? ¿Tratas de no pensar en eso porque eres joven y quieres vivir tu vida completa? Te entiendo. Yo pensaba igual cuando tenía doce años.

Escucha con discernimiento



Uno de mis recuerdos más gratos como guitarrista de una banda, es el de mirar hacia la pista de baile llena de gente mientras tocábamos una pieza alegre y animada. Tengo el recuerdo vivo de esa euforia y la sensación de unidad con todos los que estaban en el salón. Aunque muchos eran desconocidos para mí, nos unían el ritmo y la energía de la música que tocábamos. Este es solo un ejemplo del poder de la música.

Páginas