Violencia inspirada en las redes sociales

Díganos lo que piensa de este artículo

Las redes sociales fueron diseñadas para “conectar” a las personas por medio del Internet. Sin embargo, estamos presenciando el surgimiento de un nuevo fenómeno: la “violencia inspirada en las redes sociales” (Deutsche Welle, 11 de noviembre de 2018). En la actualidad, las plataformas de los medios sociales están siendo utilizadas por personas y gobiernos para difundir contenido falso o intencionalmente engañoso con el fin de promover la violencia y el descontento. Según un reciente estudio comisionado por Facebook: “La desinformación difundida en línea se ha relacionado con la violencia en Sri Lanka, Indonesia, India, México, Estados Unidos y Alemania”. Un reciente estudio en el Reino Unido “indicó que los delitos contra los refugiados tenían más probabilidades de ocurrir en lugares donde el uso de Facebook era alto y en momentos en que el partido de extrema derecha, Alternativa para Alemania (AfD, por sus siglas en inglés) compartía publicaciones en contra de los refugiados en su página”.

También: “Hay evidencia de que existe un punto de inflexión invisible; que algunas personas se obsesionan tanto con la versión distorsionada de la realidad que ven en línea, que se sienten obligados a actuar en la realidad”, y las redes sociales son el vehículo que se utiliza para empujar a algunas personas a este punto de inflexión. Según el Instituto de Internet de Oxford: “Algunas redes y espacios en línea están totalmente orientados a crear una cultura en la que se acepte el odio, la difamación y la deshumanización de otras personas”. Sin el acceso conectivo que ofrecen las redes sociales, sería mucho más difícil crear estas redes de odio.

Por si mismas, las redes sociales no son la causa de esta violencia, son solo el vehículo utilizado para incitar a la violencia. Cómo las personas utilizan las redes sociales es realmente el problema. La Biblia proporciona principios poderosos que los cristianos deben considerar al utilizar herramientas como las redes sociales. El rey Salomón advirtió: “En las muchas palabras no falta pecado; mas el que refrena sus labios es prudente” (Proverbios 10:19). Las plataformas de redes sociales y los blogs de Internet ciertamente proporcionan  muchas oportunidades para expresar muchas palabras. El apóstol Pablo también les dio un ejemplo a los cristianos: “No damos a nadie ninguna ocasión de tropiezo” (2 Corintios 6:3). Para aprender más sobre los principios sabios en el uso de las redes sociales, lean el artículo ¡A domar el monstruo de las redes sociales!” —Scott Winnail y Francine Prater