¿Reconfigurará el coronavirus al Oriente Medio?

Díganos lo que piensa de este artículo

Los precios del petróleo se están desplomando, y para las naciones del Oriente Medio que dependen de los ingresos del petróleo para apoyar sus economías, estas son malas noticias. El presupuesto de Iraq para 2020 prevé que el precio promedio del petróleo para el año será de US$56 por barril (The Spectator, 4 de abril de 2020); sin embargo, al momento de este escrito, el precio del petróleo ha bajado a menos de US$20 por barril y continúa disminuyendo. Las líneas aéreas nacionales árabes se encuentran en tierra debido a una reducción drástica en los viajes y la cancelación de peregrinaciones y otras celebraciones anuales que han reducido aún más los ingresos nacionales.

Algunas naciones de la región, como Irán, tardaron en reaccionar ante la pandemia y varios altos líderes murieron por el virus. Oficialmente, Irán tiene una de las tasas de mortalidad de la COVID-19 más altas del mundo; sin embargo, informes no oficiales sugieren que las tasas de mortalidad son mucho más altas de lo informado. Los problemas y las preocupaciones por el colapso financiero van mucho más allá de Irak e Irán. The Spectator describe un panorama sombrío de la región: “Yemen tiene un alto riesgo de colapsar. El Líbano ha incumplido su deuda externa y está funcionalmente en bancarrota. Siria está destruida. Libia se está desmoronando. El desplazamiento demográfico producido por el conflicto en estos países proporciona un entorno ideal para la propagación del virus; al igual que Gaza, uno de los lugares más densamente poblados del planeta”. Arabia Saudita y algunas de las naciones de los EAU pueden superar la pandemia de la mejor forma.

Las personas de estas naciones están sufriendo, incluso cuando sus líderes están trabajando para manejar esta crisis. Una vez que la pandemia pase, el equilibrio de poder puede cambiar en el Oriente Medio. Irán, por ejemplo, busca cada vez más ayuda de China. Lo que muchos ignoran, es que Dios guía el curso de la historia (Job 12:23; Daniel 4:25). La Biblia predice que un “rey del Sur” surgirá en el Oriente Medio al fin de esta era (Daniel 11:5). ¿Podría un líder fuerte, capaz de dirigir toda la región, surgir de las cenizas causadas por esta pandemia? Los acontecimientos actuales en el Oriente Medio podrían estar preparando el escenario para su surgimiento.