Antiguos arboles confunden a evolucionistas

Díganos lo que piensa de este artículo

Los científicos que trabajan en el noroeste de China han examinado fósiles de árboles antiguos y descubrieron que los árboles "que crecieron hace más de 300 millones de años tenían una estructura mucho más compleja que sus homólogos actuales ... Los primeros árboles tenían una anatomía asombrosamente intrincada, razones que los científicos no entienden" (The Independent, 23 de octubre de 2017). Según un investigador de la Universidad de Cardiff, "No hay otro árbol que yo conozca en la historia de la Tierra que haya hecho algo tan complicado como lo que hizo este. El árbol al mismo tiempo rompió su esqueleto y colapsó por su propio peso mientras se mantenía vivo y creciendo hacia arriba y hacia afuera para convertirse en la planta dominante de su tiempo". Estos nuevos hallazgos de investigación contradicen la mayoría de las expectativas basadas en la evolución, en la que los organismos a menudo se desarrollan de simple a complejo. Sin embargo, la Biblia ofrece otra perspectiva. La Biblia dice que es Dios, no la evolución ni la casualidad, quien creó los cielos y la tierra. Este mismo Dios es completamente capaz de cambiar el diseño de su creación a lo largo del tiempo por razones que solo él puede entender. El tiempo y los descubrimientos de la ciencia continúan proporcionando evidencias que confunden los intentos del hombre para explicar la creación sin un Creador, como la teoría de la evolución. Para obtener más información sobre las limitaciones de la teoría de la evolución, asegúrese de ver Tres mentiras peligrosas de la evolución.