Una sequía severa afecta a Australia

Staff de Noticias y Profecía
Díganos lo que piensa de este artículo

En el sur de Australia, el calor extremo es normal. Pero The Guardian informa que el calor de este verano ha sido mucho más intenso de lo normal y recientemente alcanzó un récord de 49.5 grados Celsius (120°F) justo al norte de Adelaida (AFP, 24 de enero de 2019). Los ríos que históricamente continúan fluyendo incluso en los veranos más intensos y calurosos se están secando, matando a miles de animales y millones de peces e incluso causando que los murciélagos caigan de los árboles (21 de enero de 2019; 23 de enero, 2019). Lamentablemente, los funcionarios se han visto obligados a sacrificar manadas de caballos, camellos y otros animales hambrientos para poner fin a su miseria. Los aborígenes, que han vivido durante mucho tiempo en estas tierras, no recuerdan un tiempo en que la sequía haya sido tan extrema.

La ciudad de Walgett, en el noroeste de Nueva Gales del Sur, tiene aproximadamente seis meses de agua en reserva. Según The Guardian, muchos están utilizando los pozos, pero estos son peligrosos. El agua de pozo no solo contiene gran cantidad de minerales que matan las plantas de jardín y no es apta para beber, sino que también contiene microbios que pueden causar infecciones fatales de meningitis en los seres humanos si entran por la nariz al bañarse o al nadar.

Las profecías bíblicas indican que al fin de esta era habrá “hambres y pestilencias”. El calor extremo y las sequías severas que azotan actualmente el sur de Australia, muestran un anticipo de la severidad que se profetiza que vendrá en gran parte del mundo antes del retorno de Cristo (Lucas 21:11). Para cualquier persona con conocimientos bíblicos, estas condiciones severas ilustran por qué Jesús instruyó a sus discípulos a orar: “Venga tu reino” (Mateo 6:10). Las profecías bíblicas revelan que cuando Jesús regrese para establecer el Reino de Dios en esta Tierra, será un tiempo de abundante agua (Daniel 7:27; Isaías 35:1–2, 5–7). Para más información sobre las futuras bendiciones que el Reino de Dios traerá a esta Tierra, lean El maravilloso mundo de mañana.