Las cosas pequeñas

Díganos lo que piensa de este artículo

“Las pequeñas cosas son muy importantes” fue una canción muy popular que llegó a ser número uno en las listas de éxitos en los Estados Unidos y el Reino Unido en 1954. Posteriormente, muchos otros artistas lanzaron sus versiones de esta canción. Si bien tiene buena letra y una melodía encantadora, el título lo dice todo. En la vida, a menudo buscamos los grandes eventos o sucesos significativos que causan gran explosión o un gran impacto. Y, sin embargo, las pequeñas cosas que hacemos todos los días son las que fortalecen y mejoran las relaciones tanto físicas como espirituales. Los pequeños actos de amabilidad, las pequeñas atenciones, la cortesía y la consideración que mostramos a los demás sin esperar nada a cambio revelan el verdadero carácter de una persona y su amor por los demás.

Esto es verdad en asuntos espirituales también. En la Biblia encontramos instrucciones detalladas para vivir, todas las cuales son muy importantes. Es muy claro que nuestro Padre Celestial espera que seamos fieles en las cosas pequeñas, así como en los "asuntos más importantes" que se encuentran en las Escrituras. Tener cuidado de cumplir las cosas pequeñas le demostramos que realmente le "tememos" a él, lo que significa tener un profundo respeto y admiración por su forma de vida. La Biblia da una cantidad de ejemplos sobre la importancia de obedecer a Dios incluso en las pequeñas cosas.

Un ejemplo es la historia de Uza en 1 Crónicas 13:7-10. Mientras los israelitas transportaban el Arca del Pacto, un símbolo muy importante de la relación de la nación con Dios, los bueyes tirando de la carreta que transportaba el Arca tropezaron. Instintivamente, Uza extendió la mano para estabilizar el Arca para evitar que se moviera o cayera. Dios lo hirió y murió instantáneamente. Si bien esto puede parecernos hoy cruel, Dios había dado instrucciones detalladas y específicas de cómo transportar este importante símbolo. Uza lo sabía y no siguió las instrucciones, lo que le costó la vida. Afortunadamente, Uza tendrá la oportunidad de arrepentirse y vivir su vida obedeciendo a Dios en la resurrección.

Hay muchos otros ejemplos menos traumáticos de la importancia que tienen las pequeñas cosas en las Escrituras. Una muy ilustrativa se encuentra en Marcos 12:42-44: "Y vino una viuda pobre, y echó dos blancas, o sea un cuadrante. Entonces llamando a sus discípulos, les dijo: De cierto os digo que esta viuda pobre echó más que todos los que han echado en el arca; porque todos han echado de lo que les sobra; pero ésta, de su pobreza echó todo lo que tenía, todo su sustento". Observe que Jesús no les dijo a sus discípulos que tomaran las dos blancas, una cantidad muy pequeña de dinero, y se lo devolvieran a la pobre viuda. Eso habría sido un insulto para ella, cuando, de hecho, su pequeña ofrenda fue la base de una gran lección para todos nosotros.

En nuestras vidas, hay pequeñas cosas que necesitan ser monitoreadas y controladas. Santiago, el medio hermano de Jesús, escribió en su libro del Nuevo Testamento: "Así también la lengua es un miembro pequeño, pero se jacta de grandes cosas. He aquí, ¡cuán grande bosque enciende un pequeño fuego! Y la lengua es un fuego, un mundo de maldad... Pero ningún hombre puede domar la lengua" (Santiago 3:5-8). Con la ayuda de Dios uno puede domar la lengua, pero requiere una vigilancia constante para lograrlo.

¿Es importante para nosotros ser diligentes en seguir las instrucciones de Dios en nuestras vidas diarias? El ejemplo de Uza muestra que puede ser un asunto muy serio. Además, el maravilloso ejemplo de la viuda que se dedicó a Dios y su obra con su pequeña ofrenda muestra que Dios nota las pequeñas cosas. De hecho, Jesús hizo una promesa basada en esta premisa cuando dijo en Lucas 19:17: "Él le dijo: Está bien, buen siervo; por cuanto en lo poco has sido fiel, tendrás autoridad sobre diez ciudades".

A medida que usted viva su vida cada día, recuerde: ¡física y espiritualmente, las cosas pequeñas significan mucho!

Esperamos que estos comentarios en nuestros sitios web sean una ayuda para mantenerse enfocado en los importantes principios bíblicos. También recomendamos nuestro folleto El misterio del destino humano. Vea los grandes planes que Dios tiene reservados incluso para los más pequeños de nosotros.