Próximamente: ¿más desastres naturales?

Díganos lo que piensa de este artículo

Científicos internacionales reunidos en Londres indican que más terremotos, actividad volcánica, deslizamientos de tierra, e incluso zunamis tan al norte como el Reino Unido, se producirán conforme aumenta la temperatura global.

Los modelos climáticos que miden el impacto de la erosión como resultado de la reducción de las capas de hielo, así como la actividad de las placas tectónicas, son alarmantes. Un científico señaló: "El calentamiento global no es solo una cuestión de clima más cálido, más inundaciones y huracanes más fuertes. Se trata de una llamada de alerta a Terra Firma" (Mail & Guardian Online [Sudáfrica], 6 de septiembre). Aunque algunos científicos no están de acuerdo con aspectos de la hipótesis del calentamiento global, los resultados de la conferencia de Londres deben hacernos reflexionar a la luz de la profecía bíblica.

Dios advierte que, en el tiempo del fin, habrá terremotos de gran magnitud en todo el mundo (Is. 24:17-20; Mt. 24:7). Durante la gran tribulación, un "gran" terremoto (quizá junto con una gigantesca erupción volcánica) ennegrecerá el Sol y la Luna se volverá toda como sangre (Ap. 6:12). Por último, todo monte y toda isla se moverán de su lugar, dando lugar a que personas se escondan en las cuevas (vs. 14-15). Sin embargo, si estos acontecimientos proféticos se vinculan con el calentamiento global, la gente podría ignorar las advertencias de quienes predican en el nombre del Señor.